¿Eres feliz y no lo sabes?

¿Eres feliz y no lo sabes?

La felicidad cotidiana

La felicidad puede ser tan sencilla como complicada, todo depende de nuestro estado emocional o madurez. Cuando condicionamos la felicidad a un logro es muy poco probable que seamos felices porque vivimos con la mirada puesta en un futuro incierto.

¿Eres feliz y no lo sabes?

La lista podría ser interminable.

La palabra felicidad viene cargada de unas expectativas muy altas, la asociamos con un estado de éxtasis donde nos quedamos estacionados para siempre. Pareciera que solo podemos ser felices si logramos esto o lo otro.

De una manera un poco infantil, esperamos que, una vez alcanzado el objetivo, todos los demás aspectos de la vida se resolverán en consecuencia.

La obsesión de la felicidad

Vivimos obsesionados por conquistar una meta, enfocados en la satisfacción que nos brindará y perdemos las maravillas que disfrutamos cada día, “esas pequeñas cosas” como dice la hermosa canción de Serrat.

¿Eres feliz y no lo sabes?

Por supuesto que no se trata de abandonar sueños, sino de disfrutar el viaje hasta alcanzarlos, no supeditar el disfrute de nuestra a vida a un hecho específico.

Nos planteamos la felicidad como un estado ideal donde todo es perfecto, sin problemas de ningún tipo, un estado totalmente utópico porque siempre van a existir problemas que solucionar. Siempre va a existir algo que desear.

Somos felices sin saberlo

La felicidad puede ser tan sencilla y natural que muchas veces somos felices y no lo percibimos. Esperamos que la felicidad venga anunciada con marchas triunfales y eventos grandiosos. Entonces se nos escapa la felicidad que nos proporcionan los hechos cotidianos.

¿Eres feliz y no lo sabes?

En mi caso, la felicidad dejó de ser un objetivo que perseguir hace mucho tiempo. Mi felicidad se conforma de pequeños momentos, a veces tan cotidianos que se me podrían escapar de no estar alerta para saber reconocerlos.

He escuchado en varias oportunidades que cuando perdemos a alguien amado, aunque hayamos compartido momentos excepcionales, son los momentos de la cotidianidad lo que más extrañamos:  el beso de las buenas noches, compartir un café por la mañana, preparar la cena juntos, compartir un abrazo.

Recientemente pensé en la profunda paz que me da escuchar la respiración plácida de mi esposo cuando duerme. Mientras escribo este texto pienso en la fortuna de darle el beso de buenas noches y mirarlo antes de cerrar los ojos y saberlo a mi lado, tranquilo y en paz.

¿Eres feliz y no lo sabes?

Me imagino que algo parecido sentirán las madres al ver dormir a sus hijos serenos y confiados.

Hace poco escribí un post preguntando qué momentos cotidianos atesoras y recibí pocas respuestas. Pero fueron realmente potentes, les comparto parte de ellas:

“La sonrisa de mi niño, la suavidad de su piel”,

¿Eres feliz y no lo sabes?

“Los buenos días de mis hijos, el café que me hace mi pareja en las mañanas, el cielo azul en verano, el olor a lluvia, el frío del otoño, el recuerdo de mi abuela”.

Esas respuestas me confirman que todos tenemos muchos motivos de felicidad, sólo se trata de estar atentos y reconocerlos para honrarlos y sentir gratitud.

¿Eres feliz y no lo sabes?

Muy importante recordar, que lo que es la felicidad para ti no necesariamente es la felicidad para otra persona. La felicidad no se impone.

Mi felicidad es la suma de todos esos momentos bonitos que hacen que mi vida sea dichosa, aún en medio de las tormentas que nos depara la vida. Se requiere estar muy despierto para hacer un balance de nuestros momentos de dicha.

¿Eres feliz y no lo sabes?

Te invito a reflexionar sobre todos estos momentos que componen tu felicidad. ¿Qué cosas tienes en tu vida que te hacen feliz? Escríbeme.

Publicado por reflexionesdeunadoña

Amante de los libros, la cocina, y la naturaleza. La jardinería es una pasión nueva, que me ha dado muchísmias satisfacciones. Me gusta mucho caminar y siempre estoy soñando con el próximo viaje.

4 comentarios sobre “¿Eres feliz y no lo sabes?

  1. Me encanta este post! (¡y qué necesario recordarlo!!) Soy de tu equipo totalmente, no se puede esperar la felicidad cuando llegas a una determinada meta, tienes que disfrutar y ser feliz con el camino que recorres!! Luego sino, puede la meta alcanzada no guste y empiecen a aparecer las disonancias y frustraciones!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Recuerdos para cuerdos

Historias de mi vida y de otras vidas

Rebañando historias y platos

Blog de gastronomia, vinos y las historias asociados a ellos.

EfectiVida - Efectividad, organización, productividad y desarrollo personal

En EfectiVida hablamos de eficacia, eficiencia y efectividad. También de gestión del tiempo, productividad, organización y desarrollo personal. Pero todo, sin olvidar las cosas IMPORTANTES. Porque… ¿para qué serviría la efectividad si no nos ayuda a disfrutar de la vida?

Franchesca Neris

CRECIMIENTO PERSONAL

Reflexiones de una Doña

Bienvenidos a Reflexiones de una Doña! Un sito de encuentro, donde compartiré ideas, y experiencias que he ido acumulando a lo largo de mi vida.

Loca por los platos

Ideas, entrevistas, tips, recetas y reseñas

Mr. Dé Skincare

Skincare | Cosmetics

Anna Olio e Peperoncino

¡Amor por la buena cocina... los viajes y la historia!

WordPress.com en Español

Blog de Noticias de la Comunidad WordPress.com

A %d blogueros les gusta esto: